La espera

En mi mazmorra de tiempo te espera la tortura,
anhelante bienvenida la que te dan mis pasos,
segundo tras segundo mi andar se hace más largo
mis pasos se detienen y te observo desde lejos.

 

Presa de mí y de mi macabro juego
eres liebre encerrada entre mis manecillas,
de un lado a otro vas buscando la salida,
me observas y me observas pero yo no me muevo.

 

¿qué será lo que vendrá cuando yo dé otro paso?
Suplicas, pides, ruegas, me imploras que vaya a prisa,
pero en silencio me quedo, tus latidos me alimentan
y degusto la dulzura de tus ansias desmedidas.

 

Mi hambre fue saciada y serás recompensado.
Liberaré tus amarras y aceptaré tu partida.
Cinco minutos fui y me sentiste mil horas,
ahora descubrirás que tu anhelo has alcanzado.

La espera

 

© Agatha (2005)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s